Se acaba agosto, y con él se pone fin a las vacaciones de miles de españoles, que ahora regresan a sus oficinas y trabajos. ¿Depresión postvacacional?, nada de eso: Organización, objetivos y camino hacia el éxito. Desde Eneas Consultores te queremos dar 7 claves fundamentales para no sólo sobrellevar esta sensación de tristeza y pesadez de la vuelta al trabajo, sino, incluso, despertar ese gusanillo que había en ti hace años, y motivarte de nuevo con tus tareas del día a días. Sigue nuestros consejos y camina hacia el éxito:

  1. Organizate: Nada más sentarte debes revisar tu agenda, ponerte al día con todas las llamadas entrantes que has tenido, o que has aplazado para el regreso y revisar todos tus emails. Esto te quitará gran carga y “pesar” de la mesa, del ordenador, y de la mente. Pon orden en tus citas, programa la semana, paso a paso, “no tienes que hacerlo todo hoy”, organiza en varios días o semanas para que el regreso no sea caótico, sino todo lo contrario: controlado y progresivo en carga de responsabilidades.
  2. Trabaja tu motivación: Debes empezar a realizar ejercicios de relajación unos días antes de finalizar las vacaciones. Debemos dar las gracias por el trabajo que tenemos, es importante entender que si damos lo mejor de nosotros veremos resultados, y esto no hará sentirnos orgullosos y ver que “lo hacemos bien”, generando motivación y cargando las pilas para las siguientes tareas. Eres el/la mejor, lo sabes, debes decirlo ante un espejo, creértelo, sólo así empezaras a serlo.
  3. Multiplica tu energía: Recuerda que el desayuno es la comida más importante del día. Desayuna tranquilamente, reflexiona sobre el regreso, las vacaciones, la vida… es un todo, tenemos vacaciones gracias a que trabajamos, disfrutamos de ellas gracias a que nos ganamos el descanso con el trabajo duro, pero bien hecho y reconfortante. Debes tener una alimentación equilibrada para no tener digestiones pesadas durante la jornada laboral y no perder energía en digerir, y poder concentrarte en las tareas laborales, esto mejorará tu nivel de concentración cuando más te hace falta.
  4. Positividad y sonrisa: Si pese a todo esto no consigues motivarte, sentirte feliz, engaña a tu cerebro. Si tomas la rutina de sonreír nada más levantarte, o cuando sales a la calle, tal vez tengas que “forzar” tu buen humor, pero cuando repitas esto durante unos días veras que realmente, por rutina, tu mente empieza a estar feliz por las mañanas. Si te acostumbras a sonreír, aunque al principio te cueste, luego la sonrisa saldrá sola, y esto te llevará a realmente pasar las mañanas cargado de felicidad en pocos días. Haz la prueba. Instala el optimismo a nivel general en mente y cuerpo.
  5. Duerme bien: El descanso es fundamental para no estar irritable todo el día. Duerme tus 7 ú 8 horas, así evitarás, además, tener caídas de energía, de ánimo, sentirte frustrado. Haz una rutina: Acuéstate y levántate siempre a la misma hora, es bueno para tu cuerpo, y mucho más para tu mente. Dormir prepara a tu mente para funcionar al día siguiente.
  6. Delega funciones y tareas: No cojas todo el trabajo para resolverlo sólo, y menos los primeros días. Coordinate con tus compañeros, con tu equipo. Céntrate en tus objetivos a corto plazo y ve cumpliéndolos, esto te hará sentir útil, crecerá la sensación de que “lo estás consiguiendo”, y esto es un motor de la motivación enorme.
  7. Disfruta del ocio: Debes buscar tus momentos de ocio, de descanso, de charla distendida con los compañeros. Que regreses al trabajo no significa que tengas que resolver la montaña de trabajo entera el primer día. Sobre todo, en tu tiempo de ocio, disfrútalo al máximo, es la única forma de regresar descansado a las tareas laborales al día siguiente. Cuídate, y gánate esos momentos de ocio con trabajo duro en tu jornada laboral.

Con estos consejos lograrás reducir, o incluso hacer desaparecer, el síndrome postvacacional. Ponlos en práctica y, si te apetece, cuéntanos que tal ha ido. Feliz septiembre. De veras que si te lo propones puede ser un mes inolvidable y maravilloso.

Please follow and like us: